lunes, 2 de julio de 2018

El parquet hidráulico.

Existen muchas formas de hacer un suelo de madera. Algunas funcionan bien bajo ciertas condiciones y otras son un estrepitoso fracaso según la zona en la que fueron instaladas y las condiciones bajo las que fueron realizadas.

A principio de los años ochenta en España se empezaron a ver parquets hidráulicos.

En un tiempo en el que los profesionales del parquet eran escasos y con una formación muy básica, un solador podía colocar estos pavimentos.

Perfil tabla parquet hidráulicoHormigón fracturado parquet hidráulico
Parqué hidráulico antes de arreglarlo


El problema es que la maravillosa idea de hacer anclajes a la madera en su base y poner como aislante una durísima y tóxica brea se topó de bruces con la verdad impepinable de que el agua siempre encuentra un camino.

La madera tiene la desesperante costumbre de crecer cuando aumenta su humedad y la brea, aunque dura no es elástica. Por ello con los cambios bruscos de humedad y temperatura las tablas se acaban soltando de su "galleta" de hormigón.
El resultado es que se mueven al pisarlos, tienen forma de teja y son extremadamente difíciles de trabajar y arreglar.

Parquet hidráulico restaurado 1Parquet hidráulico restaurado 2
Parquet hidráulico restaurado

Como ya en aquellos tiempos empezaron a dar problemas en su instalación, se comenzó a colocar con grapas de metal que se hincaban por debajo y que le daban más cohesión al pavimento. Eran placas con muchos anclajes y eso hacía que permanecieran mucho más estables.

Se hacía una loseta de mortero de cemento en un molde. Se dejaban secar y se cubrían con una brea adhesiva, sobre la que se colocaba la loseta de parquet unida por grapas.
El albañil colocaba estas losetas sobre la solera como si de un terrazo se tratara.

Despiece baldosa parquet hidráulico
Estructura de baldosa de parquet hidráulico

En un clima continental severo, como la ciudad donde vivo y trabajo, Valladolid, el resultado fue nefasto, son parquets muy deteriorados. La madera rápidamente absorbió una gran cantidad de agua al ser puesta en obra y con el paso de los años la perdió, mermó y se deformó.

Para que os hagáis una idea de lo mal que fueron, del caso particular que os enseño, solo hay dos comunidades, que yo sepa, que lo tienen instalado en la ciudad donde trabajo. Con el sistema posterior de grapas existen bastante más.

parquet hidráulico 1parquet hidráulico 2
Hidráulico sin grapas

A parte es muy reseñable lo extremadamente duros que son estos pavimentos, al menos los de roble español, los de castaño, no tanto.
El repararlos cuando se sustituyen tablas es todo un problema porque encontrar un roble con esas características y tono inducidos por el tiempo es casi imposible. Por ello solemos arreglar con roble francés e intentamos una imitación de su tono y contraste con diversos tintes.

Imitación de tono roble español 1Imitación de tono roble español 2
Teñido de roble francés para imitar roble español envejecido

Para arreglarlo rellenamos las juntas de un consolidante higro endurecedor con el objeto de reforzar las uniones quebradas y añadimos un tipo de cola flexible y dura teñida para reforzarlas aún más.

Tras el lijado y pulido se terminó con poliuretano al agua satinado de alta resistencia al desgaste.




martes, 19 de junio de 2018

Remodelación de un piso y su parquet.

¿Quién no ha deseado adaptar su piso recién comprado a sus necesidades y gustos?
Unir varias habitaciones para conseguir una gran estancia o darles un uso totalmente diferente.

Es el caso de esta obra, que nos encontramos con las rozas de haber derribado varios tabiques, con estancias a diferente altura  y agujeros llenos de escombro.

roza parquet

Aunque no somos albañiles, no queríamos que uno vertiera un hormigón normal, pues habría tenido una humedad excesiva durante más de un mes, con el consiguiente retraso en el total de la obra.
Por ello amasamos un mortero de recrecido de secado rápido y rellenamos todos los huecos del suelo.

roza parquet hormigónroza parquet hormigón 1

Una vez hecho esto, alisamos el suelo con una capa de pasta niveladora para preparar una buena superficie de pegado.

pasta niveladora

Tras los trabajos de albañilería, pegamos todas las zonas ampliadas y los huecos de los tabiques con damas de roble del mismo tamaño.

pegado parquetcola parquet

ampliación parquet

Como la madera colocada tenía un alto grado de envejecimiento, formulamos un tinte para imitar el tono en las zonas nuevas. 

teñido imitación

Por último se adaptó el rodapié de roble que se había retirado a las nuevas paredes y se barnizó también. 

Colocación rodapié

El resultado final es un enorme salón muy luminoso.

damas satinado 1damas satinado 2

damas satinado 3damas satinado 4damas satinado 5


damas satinado 6damas satinado 7

damas satinado 8damas satinado 9

damas satinado 10

damas satinado 11




sábado, 13 de enero de 2018

Ampliación del presbítero de la iglesia de Santiago Apóstol en Cigales, Valladolid.

Más de una vez he dicho lo mucho que me gusta el arte y cuando las circunstancias hacen que puedas trabajar en un sitio lleno de él me siento privilegiado y satisfecho.



Santiago Apóstol 1Santiago Apóstol 2


Santiago Apóstol 3

Santiago Apóstol 4Santiago Apóstol 5




En este caso tuvimos el placer de trabajar en la iglesia de Santiago Apóstol de Cigales, en Valladolid.
Se trata de un edificio Neoclásico Herreriano, que como tantos otros se construyó en dicha provincia aprovechando la estancia de los maestros canteros y arquitectos que ayudaron a Juan de Herrera en la construcción de la inacabada Catedral de Valladolid.

La obra es una ampliación del presbítero de la iglesia con pino e intentamos en su acabado que se asemejara al color de un roble oscuro.

Santiago Apóstol estructura 1Santiago Apóstol estructura 2


El pino no es una madera especialmente aconsejable para el clima castellano, pero las condiciones de humedad del inmueble, por su deteriorada piedra caliza impiden que el material se retraiga.
También influye y bastante, el buen hacer de Carlos Cabero, experimentado carpintero especializado en estas lides y residente en la localidad, que dotó de una buena ventilación a la estructura. Mencionar también al director de la obra, el arquitecto Pedro Carreño Aguado, responsable de acometer una restauración con un presupuesto limitado, en este caso y de buena parte de las restauraciones complicadas de los templos de la provincia, los cuales os invito a visitar y conocer.

Santiago Apóstol acuchillado 1Santiago Apóstol acuchillado 2

Santiago Apóstol acuchillado 3Santiago Apóstol acuchillado 4

Santiago Apóstol acuchillado 5Santiago Apóstol acuchillado 6


Para ello aplicamos un aceite tipo 2k con dicha coloración proporcionado por Rubio Monocoat. Agradecemos especialmente la colaboración de Carlos Cabero y de José Antonio, el responsable de Rubio en nuestro país.

Santiago Apóstol aceitado 1Santiago Apóstol aceitado 2

Santiago Apóstol aceitado 3Santiago Apóstol aceitado 4



lunes, 11 de diciembre de 2017

Brillo, tono y contraste. ¿Qué es lo que deseas ver en tu madera?

Todos hemos manipulado el menú de la televisión para mejorar la imagen o en el ordenador o el móvil por culpa de esa foto horrorosamente hecha pero que es importante para nosotros y nos encontramos con esos tres términos tarde o temprano. A la hora de renovar nuestro suelo de parquet conviene también conocerlos para no equivocarnos y saber que también tenemos la capacidad de adecuarlos a nuestros gustos.

El brillo:
El brillo es la suma de refracción y refexión.
La refracción es un fenómeno lumínico en el que la luz, formada por fotones atraviesa un material transparente en ángulo, de la misma forma que el sol que entra por vuestra ventana, y al hacerlo e incidir en un material de diferente densidad al aire, se ve desvía hacia nuestra vista.
La reflexión es el rebote al incidir sobre una superficie que por sus características o composición la repele.
La suma de ambos nos da el brillo que vemos sobre el pavimento, en nuestro caso concreto.
Ésto es muy importante para entender que más espesor de un mismo producto, produce un brillo diferente. Por expresarlo de forma clara con un ejemplo, cinco manos de un barniz mate no dan el mismo brillo que tres, pues al acabado del propio producto (reflexión) se añade la repulsión porque la luz ve impedido su camino por la mayor masa de material (refracción) de forma que el acabado con más manos brilla algo más. Vemos más luz repelida y más brillo por consiguiente.
También explica que con un aceite o una cera no se pueden conseguir satinados o brillos pues son acabados que impregnan y no cubren, no tienen un espesor sobre nuestro parquet.
Conseguir brillo fácilmente es usar un material espeso, que cubra mucho y facilite ambos tipos de brillo. Por ello los materiales al disolvente son los más usados para este fin; He de decir que actualmente se puede conseguir el mismo efecto con barnices al agua, y sin riesgos para la salud o la buena duración de su aspecto. Aun a pesar de que no se consiguen grandes espesores, se ha mejorado mucho su reflexión.
Se siguen haciendo mates, satinados y brillos, eso es porque sigue habiendo gustos para todos pero me gustaría añadir, sólo como una opinión personal, que el brillo del sol no es tan hermoso, casi nunca, como la madera que poseeis. De hecho oculta esa belleza con un destello.



El tono:
Cada tipo de recubrimiento produce un color final, un tono, distinto.
Una misma madera puede parecer otra sólo con un acabado diferente.
Los aceites y poliuretanos al agua dejan tonos similares a la madera desnuda, sobre todo los primeros.
Los oleouretánicos, ureas, ceras hardwax y poliuretanos al disolvente añaden un tono más cálido (rojizo) a nuestro pavimento.
De todas formas los fanes de unos colores más naturales y frios o los de los tonos cálidos, pueden recurrir a teñidos o aditivos para personalizar más el tono de sus acabados.
Los fabricantes producen fondos (barnices de imprimación para la primera mano) con tonos "intense" (cálidos) o totalmente incoloros, para resultados más naturales, e incluso hay barnices específicos o aditivos para acentuar éste efecto.
También cabe reseñar el uso de reactivos que cambian las cualidades de nuestro pavimento a un nivel mucho más profundo, envejeciendola o dandola un matiz completamente diferente.


Superior, jatoba en poliuretano al disolvente, más cálido y menos contraste y brillo. Inferior poliuretano al agua, tono más frío, menos brillo y más contraste.


El contraste:
Otro tema muy personal. Hay gente que aborrece el que el color de unas tablas difiera de las otras y gente que lo adora.
La mencionada refracción, el espesor del material, que expliqué en el brillo, es también importante en este caso, a más refracción menos contraste pero lo más importante en este caso es la cualidad del recubimiento o incluso del tinte usado en la madera. Los tintes más opacos o que buscan teñir más uniformemente, hacen perder el contraste a la madera. Los  tintes y barnices más transparentes y los aceites producen un efecto contrario, pues no ocultan ese contraste.
Para no ocultar los contrastes, se suelen usar los reactivos (que pueden acentuarlo) o los recubrimientos más transparentes y que menos cuerpo dejan.

Como colofón a este artículo decir que para gustos, los colores (y el contraste y el brillo). Vosotros sois los que elegís, es vuestro hogar y vuestros gustos; nosotros solo hemos de daros soluciones que se ajusten a ellos, duraderas y seguras.

domingo, 17 de septiembre de 2017

Elige el acabado de tu madera según tus gustos o necesidades.

En el mercado español podemos encontrar diferentes tipos de acabados, de muchas marcas y dentro de ellas hay multitud de productos diferentes.

Algunos son muy nuevos y desconocidos y otros muy poco recomendables y aunque todo el mundo se hace a la idea de un acabado si puede observar fotos o muestras, es difícil acertar en si se adaptará a nuestras costumbres y en definitiva, nuestro hogar o negocio.

A continuación os muestro los más usuales en España, que no los únicos :

1. El aceite: 

El más antiguo pero también de plena actualidad. Impregnar la madera con linaza cocida u otros aceites es una forma de impermeabilizar la madera sin añadirle ningún tono. Actualmente se producen aceites de secado mucho más rápido e incluso con catalizadores que mejoran las propiedades y reducen el curado (endurecimiento total) Así mismo algunos fabricantes han explotado la facilidad de los aceites para ser teñidos y permiten personalizaciones de color casi infinitas.

Aceite pigmentado Rubio Monocoat
Muestra de productos Rubio Monocoat realizadas por  la APP

Dentro de los aceites hay dos grandes grupos:

1.1 Aceites tradicionales: 

Siguen siendo linaza cocida con ciertos aditivos y procesos térmicos que mejoran la penetración del producto. Son muy apreciados por los amantes de la madera en su aspecto más natural. No añaden ninún color a la madera desnuda pero resisten mal las salpicaduras y los roces, así como cualquier tipo de maltrato.
Son muy apropiados para establecimientos públicos de mantenimiento diario pues a pesar de ser muy poco sufridos se recuperan perfectamente si se tratan con una maquina y un producto de limpieza específico que contiene jabón y el propio aceite para reparar roces y marcas diariamente, cosa que no es ajena a un sitio público. Digamos que es indicado porque asumiendo que un sitio de estas características siempre sufrirá daños diarios, el que se haga de una forma adecuada, en cuento al servicio de mantenimiento y producto aplicado puede mantener este producto en unas condiciones óptimas y conservando ese aspecto natural durante un tiempo asumible económicamente para  una empresa.
Cabe destacar también la absoluta inocuidad de estos productos, los cuales pueden ser muy aconsejables para personas con alergias graves a todo tipo de químicos o clientes muy concienciados e implicados en temas de ecología y salud.

1.2 Aceites 2k: 

Son una evolución de los anteriores. Se incorpora un producto que mejora las propiedades físicas del aceite para que sea más duradero y más rápida también su puesta en uso.

Una caracteristica muy importante de los aceites es la longevidad del acabado. Si no se deforma la madera por alguna causa, ya sea el clima, accidentes, etc. es una protección que puede evitarnos lijar nuestra madera, algo muy importante si es especialmente valiosa o nos queda ya poco material y no se puede acuchillar. Simplemente renovamos el acabado en la limpieza, o más profundamente con  el mismo aceite si está muy deteriorado, con la ayuda de nuestro profesional.

Tabla comparativa de diferentes acabados sobre parquet

2. La cera: 

Otro acabado muy antiguo y una forma estupenda de ennegrecer la madera y contaminarla que a todo parquetista ha llevado a la desesperación. Las ceras antiguas se oscurecían y perdían su transparencia y debían ser retiradas mecánicamente con cepillos o decapante de ceras, exigiendo un arduo e incesante trabajo. Si barnizabas una madera encerada con barnices al disolvente te exponías a que saliesen cráteres o que el barniz se retrajera en las hiendas, llenas de cera aunque lijases.
Actualmente se ha mejorado su resistencia y dureza con las "ceras duras" (hardwax) que ofrecen resultados similares a los aceites y mucho más duraderos y mantenibles. La gente que disfruta descalzandose en su casa, entre los que me encuentro, adoran el tacto de estos acabados en sus pies y su aspecto de madera desnuda. Como diferencia de los aceites porporcionan un tono más calido, no tan frio como estos.

3. El urea: 

"Quiero el barniz más duro" es la frase más desafortunada y frecuente que les tengo que escuchar a mis clientes. Efectivamente, solo un recubrimiento epoxy es más duro. Si tu objetivo es arrastrar tus muebles por el suelo, jamás te quitas los zapatos o sencillamente eres extremadamente torpe este es tu barniz. Desafortunadamente, y a pesar de que es el más barato, no soporta ningún tipo de producto orgánico sobre el (incluido el agua) y su dureza puede hacer que se casque pues se barniza sobre un material que tiene un tamaño cambiante según la humedad ambiental y propia. Estas dos "cualidades" hacen que el barniz de urea sea en mi tierra esa cosa blanca, lechosa, que cubre la madera en el 90% de los pisos. Por otra parte es tóxico y por ello muy poco recomendable. Su dureza lo hace también especialmente resbaladizo.

Barniz de urea tras el paso de los años, blanquecino
Urea formol en todo su esplendor

4. El poliuretano: 

El poliuretano (entendido como poliuretano al disolvente) llegó para solventar las carencias del urea-formaldehido. No era tan duro, es elástico y no era por tanto tan resbaladizo. Soportaba todo tipo de productos orgánicos. En su contra, su toxicidad, el amarillamiento con la luz del sol y su terrible inestabilidad química, que hizo que muchos profesionales lo evitaran aún sabiendo que era un mejor barniz. Según la temperatura ambiental, la humedad, el ph inducido por los productos empleados en su limpieza o incluso cosas tan extrañas como el rocío de la mañana, podían hacer que el piso quedara fatal, y su arreglo era y es complicado. Se pueden encontrar de uno o dos componentes, que han de ser mezclados. Siempre son preferibles los de dos componentes por ser bastante mejores en cuanto a sus características físicas y mecánicas. Otorgan un tono cálido, tostado a la madera y se pueden encontrar en mate, satinado y brillo, al contrario que el urea, que es un semi brillo siempre.

Muestra elondo oleouretánico
Barniz oleouretánico. Foto de Expertos en Parquet.

5. Nitrocelulósico: 

Es un barniz apropiado para su uso con pistola, por pulverizado. Su toxicidad y amarillamiento con el sol lo han relegado casi al olvido pero a veces he tenido que lijar algunos multicapas que lo llevaban de fábrica. Todo un incordio si lo tenéis que trabajar. Es termofusible, se ablanda con alta temperatura.

6. Oleouretánico: 

Son una especie de mezcla entre un aceite y un poliuretano, con una toxicidad más baja que un poliuretano, muy estable en sus acabados y con un tono más cálido que los aceites tradicionales, recordando al de un barniz al disolvente. Como digo, más estables que un poliuretano, aunque con mucha menos resistencia al desgaste. Pueden ser unos acabados muy duraderos con un uso adecuado y con tráfico poco severo. Otra diferencia con los aceites es que su acabado puede llegar a satinado o semi brillo. Un aceite normal es absolutamente mate.

Poliuretano vs Poliuretano al agua
Poliuretano al disolvente (arriba) y poliuretano al agua

7. Poliuretano al agua: 

Toda una innovación sobre los poliuretanos tradicionales. Al ser su principal disolvente el agua, se disminuye drásticamente el contenido en disolventes nocivos y por fin tenemos un barniz apto para dar en un hogar con seguridad. Mucho más estables químicamente que los demás barnices, su acabado es menos imprevisible y por ello más perfecto. Su cambio de color es menos acusado con la luz y por ello se conservan mejor con el tiempo (sobre todo los poliuretanos al agua alifáticos, los aromáticos también amarillean) Al igual que los poliuretanos son mucho más aconsejables los de dos componentes, más resistentes al desgaste y a los químicos agresivos.
Como contrapartida exigen un acabado de la madera mucho más perfecto que hace que sea denostado por los profesionales menos cualificados. No tapan fallos, el acabado ha de ser tan perfecto como aplicando una cera o un aceite.
Se formulan actualmente en mate, satinado o brillo y existen también los tipo naturale, con acabados similares a un aceite en cuanto a su estética pero mayor protección mecánica.

8. Epoxy: 

El recubrimiento más duro, probablemente demasiado para una madera. Se puede añadir como adicción en algunos tipos de barniz y es un consolidante muy eficaz en maderas dañadas o rotas. También se presta a efectos decorativos pues se pueden cubrir diversos tipos de materiales, incluso piedras o metales. Su acabado es brillante y casi vítreo.

9. Combinaciones y mezclas: 

Mezclar materiales diferentes debe hacerse siguiendo las recomendaciones de los fabricantes y la experiencia del profesional. Los diferentes barnices no se pueden combinar al azar pues casi siempre son incompatibles.
Una mezcla muy famosa es dar una o dos manos de urea y acabar con poliuretano al disolvente. De esta forma se consigue una película menos firme y gruesa de urea y el poliuretano corrige las deficientas de esta. Desgraciadamente en caso de humedades en el suelo puede blanquear también.
El poliuretano al agua puede darse sobre poliuretano normal, obteniendo un resultado más parecido a un barnizado tradicional pero reduciendo las molestias del disolvente a la primera aplicación.
Algunas mezclas más complejas pueden realizarse barnizando poliuretano al agua sobre acabados de aceite 2k, aunque no todos los fabricantes garantizan estos acabados.
Otra mezcla poco usual es adicionar epoxy al poliuretano al disolvente. De esta forma se incremente la dureza pero después de haberlo visto un par de veces no es una combinación que recomendaría.